Sep 252014
 

Si tu web o blog tiene poco tráfico, te preguntarás en cómo conseguir mejores resultados con pocas visitas. Sigue estos consejos para aumentar las conversiones y de paso conseguir ese tráfico deseado para que se convierta en más ventas o consultas.

Piensa por un momento: ¿No estás (casi) obsesionado en cómo conseguir o dirigir el tráfico, las visitas a tu sitio web? Si lo estás porque lo que más te importa es conseguir tráfico y más tráfico, entonces hay bastantes probabilidades de que te olvidas de “algo” que obstaculiza tu futuro éxito.

Pero si te fijas en ese “algo”, en ese punto crucial, puedes conseguir mejores resultados con pocas visitas. Después ya pensarás en como aumentar las visitas a tu web o blog.

Consigue mejores resultados con pocas visitas

Buenos resultados con pocas visitas

El enfoque básico, la prioridad número 1 debe ser tener un Plan de Acciones para tu sitio web. Verás que con un plan de acciones puedes conseguir más suscriptores al boletín de noticias, recibir consultas para la compra de productos o para algún servicio que ofreces, etc. A continuación quiero indicarte unos consejos e ideas para obtener mejores resultados con pocas visitas:

1. Identifica los objetivos de conversión.
Cuando ya tienes decidido que artículo o contenido publicar en tu página web o blog, piensa en lo que quieras que haga un visitante después de acceder a dicha publicación. ¿Cuál es la llamada a la acción?

Una conversión NO tiene que ser SIEMPRE una venta.

 

Puede ser la suscripción a un Newsletter (Boletín de Noticias), una llamada, el envío de un e-mail, el compartir un artículo, video o imagen con los círculos en las redes sociales, etc.

Decide de antemano (antes de la publicación) el tipo de acción deseada cuando alguién vea esa publicación. Decide el objetivo de conversión. Si no lo indicas claramente, es probable que el visitante a tu web no haga nada en absoluto y no vas a poder conseguir mejores resultados con pocas visitas. Para muchos lo más importante será conseguir el e-mail y así crear una lista de correos electrónicos para posteriormente poder enviar más información, etc.

Hoy en día nadie suele dar su e-mail porque sí. Para conseguirlo puedes ofrece algún regalo en exclusiva que dependerá de tu actividad empresarial o profesional. Puede ser por ejemplo un e-libro, un video, unas imágenes, un artículo en PDF o un descuento.

Recuerda que no todas las publicaciones deben tener idénticos objetivos de conversión.

2. Quita las distracciones innecesarias.
Repasa las páginas individuales de tu sitio web una por una y analiza de que elementos están compuestas. Analiza la función que tiene cada elemento y si realmente es necesaria tenerlo incluido. Y si sobre todo sirve para una buena experiencia del usuario en tu web.

Elementos a considerar para remover:
– Cajas de noticias actuales incl. de Twitter (News feed box). Con ello sólo se consigue enviar Internautas a Twitter, aparte de distraerlos.
– Google Adsense. ¿Vale la pena enviar a un usuario a otro sitio web y perderlo a cambio de unos céntimos?
– Enlaces externos a directorios. ¿Te beneficia a tu usuario o a ti?
– Todo aquel gráfico o icono que no sirve en el contexto de una página concreta.
– Muchos expertos recomiendan la eliminación de cualquier menú en el caso de una página de aterrizaje (landing page).

Recuerda que menos es más para llegar a tener mejores resultados con pocas visitas.

 3. Genera confianza con los visitantes web.
Mucho de lo que sigue adelante en Internet está basado en la confianza. Véase reseñas y comentarios de terceros, amigos y conocidos en las redes sociales y algunas webs concretas. No es para menos. Nos confiamos más si la opinión es de alguien que conocemos. Si consigues con tu web (o adicionalmente con tu presencia en Social Media) que la gente confía en ti, te tomarán en serio y escucharán lo que quieres transmitir.

¿Pero cómo construir esa confianza que tan necesaria es? Diría que sobre todo tienes que ser honesto con todo lo que hagas en Internet y publicas o comentas en nombre propio en tu sitio web, blog o en páginas ajenas. Si no eres honesto la gente se dará cuenta más temprano o más tarde pero lo harán. Y las consecuencias pueden ser nefastas, ya que cualquier opinión negativa puede jugar muy en contra tuyo. Tu reputación online quedará seriamente dañada.

Sugerencia: incluye testimonios verdaderos de clientes reales. Realmente pocos negocios recurren a esta idea. Quizás no le dan la importancia que debería tener.
Y si tienes el consentimiento, pon una foto de esta persona junto con el texto que ha mencionado algo positivo acerca de ti o tu empresa.

Cuando publicas un artículo, termínalo con una pregunta o pide comentarios o sugerencias de los demás. Es una manera de mostrar que los lectores te importan y que estás dispuesto a contestar e interactuar con ellos.

Y otro punto: una vez que hayas conseguido muchos seguidores REALES en las redes sociales, podrás mostrarlo con números en tu página web. Es una muestra de que muchos ya se fían de ti.

Recuerda: si alguien confía en ti, es más propenso a suscribirse a tu lista de correo y compartir tu contenido.

Y finalmente: como ya comentado en otros artículos, sólo dispones de menos de 8 segundos para causar una buena impresión a un nuevo lector de tu web y prospecto de lo que ofreces en tu negocio. No le decepcionas, ya que entonces no volverá más y es una oportunidad perdida.

¿Qué más tendrías en consideración para un buen plan de acciones y así obtener mejores resultados con pocas visitas. Cualquier comentario constructivo será bienvenido.

Esta web usa cookies propias y de terceros para facilitarte la navegación de forma anónima. Si continúas navegando, se considera que aceptas su uso.
Más sobre los cookies